CARDIOPLUS AM®

CARDIOPHARM

Antihipertensivo.

Composición.

Cardioplus AM 20/5 Comprimidos recubiertos: Cada comprimido recubierto contiene 20 mg de Olmesartán medoxomilo, Amlodipino (como besilato) 5 mg. Cardioplus AM 20/10 Comprimidos recubiertos: Cada comprimido recubierto contiene 20 mg de Olmesartán medoxomilo, Amlodipino (como besilato) 10 mg. Cardioplus AM 40/5 Comprimidos recubiertos: Cada comprimido recubierto contiene 40 mg de Olmesartán medoxomilo, Amlodipino (como besilato) 5 mg. Cardioplus AM 40/10 Comprimidos recubiertos: Cada comprimido recubierto contiene 40 mg de Olmesartán medoxomilo; Amlodipino (como besilato) 10 mg.

Estudios clínicos.

Amlodipino más Olmesartán medoxomilo: En un estudio de 8 semanas de duración, multicéntrico, aleatorizado, doble ciego, controlado con placebo, el estudio factorial de grupos paralelos en pacientes con hipertensión leve a severa se llevó a cabo para determinar si el tratamiento con Amlodipino más Olmesartán medoxomilo se asoció con una reducción de la presión arterial clínicamente significativa en comparación con las respectivas monoterapias. El estudio aleatorio 1940 pacientes por igual a uno de los 12 grupos siguientes de tratamiento: placebo, el tratamiento en monoterapia con Amlodipino de 5 mg o 10 mg, el tratamiento en monoterapia con Olmesartán medoxomilo 10 mg, 20 mg, o 40 mg, o la terapia de combinación con Amlodipino/Olmesartán medoxomilo en dosis de 5/10 mg, 5/20 mg, 5/40 mg, 10/10 mg, 10/20 mg, y 10/40 mg. Los pacientes interrumpieron su tratamiento antihipertensivo previo. La presión arterial basal media de la población estudiada fue de 164/102 mmHg. De cohorte total, 970 pacientes fueron tratados con la combinación como terapia inicial. El tratamiento con Amlodipino/Olmesartán medoxomilo resultó en mayores reducciones estadísticamente significativas en la presión arterial sistólica y diastólica en comparación con los respectivos componentes en monoterapia. En la siguiente tabla se presentan los resultados para la reducción media en la presión sistólica sentada y la presión arterial diastólica después de 8 semanas de tratamiento con Amlodipino/Olmesartán medoxomilo. La reducción ajustada a placebo desde el inicio de la presión arterial fueron progresivamente mayor con el aumento de la dosis de ambos Amlodipino y Olmesartán medoxomilo:



El efecto antihipertensivo de Amlodipino/Olmesartán medoxomilo fue similar en pacientes con y sin uso de medicamentos antihipertensivos previa, en pacientes con y sin diabetes, los pacientes ≥ 65 años y < 65 años de edad, y en mujeres y hombres. Existen datos limitados en pacientes ≥75 años de edad. Amlodipino/Olmesartán medoxomilo fue eficaz en el tratamiento de pacientes de raza negra (por lo general una población con renina baja), y la magnitud de la reducción de la presión arterial en pacientes de raza negra se acercó a la observada en pacientes no negros. Este efecto en pacientes de raza negra se ha visto con los inhibidores de la ECA, bloqueadores de los receptores de angiotensina y bloqueadores beta. El efecto de disminución de la presión sanguínea se mantuvo durante todo el período de 24 horas con Amlodipino/Olmesartán medoxomilo una vez al día, con relaciones de canal a pico para la respuesta sistólica y diastólica entre 71 y 82%. Al término de las 8 semanas de duración, doble ciego, controlado con placebo, 1684 pacientes entraron en una extensión de 44 semanas de etiqueta abierta y recibieron terapia de combinación con Amlodipino de 5 mg y Olmesartán medoxomilo de 40 mg. Durante la extensión de etiqueta abierta, los pacientes cuya presión arterial no se controla adecuadamente (es decir, no alcanzaron el objetivo de presión arterial de < 140/90 mmHg o < 130/80 mmHg para los pacientes con diabetes) con Amlodipino de 5 mg y Olmesartán medoxomilo de 40 mg fueron titulados con Amlodipino de 10 mg y Olmesartán medoxomilo de 40 mg. Los pacientes cuya presión arterial aún no se controla adecuadamente se ofrecieron 12,5 mg de Hidroclorotiazida adicionales y posteriormente 25 mg según se requiera para lograr el objetivo de presión arterial adecuada. No hay ensayos de Amlodipino más Olmesartán medoxomilo que demuestran reducciones en el riesgo cardiovascular en pacientes con hipertensión, pero al menos un fármaco farmacológicamente similares han demostrado tales beneficios. Amlodipino: La eficacia antihipertensiva de Amlodipino ha demostrado en un total de 15 estudios doble ciego, controlados con placebo, aleatorios que incluyeron 800 pacientes tratados con Amlodipino y 538 en el grupo placebo. Una vez que la administración diaria produjo reducciones estadísticamente significativas corregida para placebo en las presiones arteriales en decúbito supino y de pie a las 24 horas después de la dosis, con un promedio alrededor de 12/6 mmHg en la posición de pie y 13/7 mmHg en posición supina en pacientes con hipertensión leve a moderada. Se observó el efecto de mantenimiento de la presión arterial durante el intervalo de dosificación de 24 horas, con poca diferencia en el efecto pico y valle. Olmesartán medoxomilo: Los efectos antihipertensivos de Olmesartán medoxomilo se han demostrado en siete estudios controlados con placebo, a dosis entre 2,5 mg a 80 mg durante 6 a 12 semanas, cada una mostrando reducciones estadísticamente significativas en el pico y la presión arterial mínima. Se estudiaron con hipertensión esencial, un total de 2693 pacientes (548 con placebo y 2145 Olmesartán medoxomilo). El efecto de disminución de la presión sanguínea se mantuvo durante todo el período de 24 horas con Olmesartán medoxomilo una vez al día, con relaciones de canal a pico para la sistólica y la respuesta diastólica entre 60 y 80%.

Farmacología.

Cardioplus® AM contiene Amlodipino besilato, polvo cristalino de color blanco a blanquecino, y Olmesartán medoxomilo, un polvo de color blanco a blanco amarillento o polvo cristalino. Los pesos moleculares de Amlodipino besilato y Olmesartán medoxomilo son 567,1 y 558,59, respectivamente. Amlodipino besilato es ligeramente soluble en agua y poco soluble en etanol. Olmesartán medoxomilo es prácticamente insoluble en agua y ligeramente soluble en metanol. Mecanismo de Acción: Es una combinación de dos medicamentos antihipertensivos: un antagonista del calcio de dihidropiridina (antagonista de los iones de calcio o bloqueador lento de los canales), Amlodipino besilato, y un bloqueador del receptor de la angiotensina II, Olmesartán medoxomilo. Amlodipino, uno de los componentes, inhibe la afluencia transmembrana de iones de calcio en el músculo liso vascular y el músculo cardiaco, y el componente Olmesartán medoxomilo de bloquea los efectos vasoconstrictores de la angiotensina II. Amlodipino: Los datos experimentales sugieren que amlodipino se une tanto dihidropiridínicos como los sitios de unión no hidropiridinícos. Los procesos de contracción del músculo cardíaco y músculo liso vascular son dependientes del movimiento de los iones de calcio extracelulares en estas células a través de canales iónicos específicos. Amlodipino inhibe la afluencia de iones de calcio a través de las membranas celulares de forma selectiva, con un mayor efecto sobre las células del músculo liso vascular que sobre las células del músculo cardíaco. Los efectos inotrópicos negativos pueden detectarse in vitro, pero tales efectos no se han visto en los animales intactos a dosis terapéuticas. La concentración de calcio sérico no se ve afectada por Amlodipino. Dentro del intervalo de pH fisiológico, Amlodipino es un compuesto ionizado (pKa = 8,6), y su interacción cinética con el receptor de los canales de calcio se caracteriza por una tasa gradual de asociación y disociación con el sitio de unión al receptor, lo que resulta en un efecto de aparición gradual. El Amlodipino es un vasodilatador arterial periférico que actúa directamente sobre el músculo liso vascular para causar una reducción de la resistencia vascular periférica y la reducción de la presión arterial. Olmesartán medoxomilo: La angiotensina II es formada por la angiotensina I en una reacción catalizada por la enzima convertidora en angiotensina (ECA, Cinasa II). La angiotensina II es el principal agente presor del sistema renina angiotensina, con efectos que incluyen vasoconstricción, estimulación de la síntesis y liberación de aldosterona, estimulación cardiaca y reabsorción renal de sodio. Olmesartán bloquea los efectos vasoconstrictores de la angiotensina II bloqueando selectivamente la unión de la angiotensina II al receptor AT1 en el músculo liso vascular. Su acción es, por lo tanto, independiente de las vías para la síntesis de la angiotensina II. Un receptor AT2 también se encuentra en muchos tejidos, pero este receptor no se sabe si están asociados con la homeostasis cardiovascular. Olmesartán tiene más de una mayor afinidad 12.500 veces por el receptor AT1 que por el receptor AT2. El bloqueo del sistema renina-angiotensina con inhibidores de la ECA, que inhiben la biosíntesis de la angiotensina II de la angiotensina I, es un mecanismo de muchos medicamentos utilizados para tratar la hipertensión. Los Inhibidores de la ECA también inhiben la degradación de la bradiquinina, una reacción catalizada también por ACE. Debido a que Olmesartán no inhibe la ECA (Cininasa II), no afecta a la respuesta a la bradiquinina. Si esta diferencia tiene relevancia clínica no se conoce todavía. El bloqueo del receptor de la angiotensina II inhibe la retroalimentación de regulación negativa de la angiotensina II sobre la secreción de renina, pero los niveles de angiotensina II resultantes aumento de la actividad de renina en plasma y la circulación no superar el efecto de Olmesartán sobre la presión arterial. Farmacodinámica: Amlodipino. Después de la administración de dosis terapéuticas a pacientes con hipertensión, el Amlodipino produce una vasodilatación resultando en una reducción de la presión arterial y la presión supina. Estas disminuciones en la presión sanguínea no están acompañadas por el cambio significante en la tasa cardíaca o los niveles de catecolaminas en el plasma con la dosificación clínica. Con la administración crónica oral una vez al día, la eficacia antihipertensiva se mantiene durante al menos 24 horas. Las concentraciones plasmáticas se correlacionan con el efecto tanto en pacientes jóvenes y ancianos. La magnitud de la reducción de la presión arterial con Amlodipino se correlaciona con la altura de la elevación del pretratamiento, por lo que las personas con hipertensión moderada (presión diastólica de 105-114 mmHg) tenían alrededor de una respuesta del 50% mayor que los pacientes con hipertensión leve (presión diastólica de 90-104 mmHg). Los sujetos normotensos no experimentaron ningún cambio clínicamente significativo en la presión arterial (+1/-2 mmHg). En pacientes hipertensos con función renal normal, las dosis terapéuticas de Amlodipino resultó en una disminución de la resistencia vascular renal y un aumento en la tasa de filtración glomerular y el flujo plasmático renal efectivo sin cambios en la fracción de filtración o la proteinuria. Al igual que con otros bloqueadores de los canales del calcio, las mediciones hemodinámicas de la función cardiaca en reposo y durante el ejercicio (o estimulación) en pacientes con función ventricular normal tratados con Amlodipino ha demostrado generalmente un pequeño aumento en el índice cardíaco sin influencia significativa en el dP/dt o sobre el final de la presión diastólica del ventrículo izquierdo o de volumen. En estudios hemodinámicos, Amlodipino no se ha asociado con un efecto negativo inotrópico cuando se administró en el rango de dosis terapéutico a animales intactos y el hombre, incluso cuando se administra conjuntamente con beta-bloqueantes para el hombre. Hallazgos similares, sin embargo, se han observado en pacientes normales o bien compensados con insuficiencia cardíaca con agentes que poseen importantes efectos inotrópicos negativos. Amlodipino no cambia la función del nódulo sinusal o la conducción auriculo-ventricular en animales intactos o el hombre. En los estudios clínicos en los que Amlodipino se administró en combinación con beta-bloqueantes en pacientes con hipertensión o angina, no se observaron efectos adversos en los parámetros electrocardiográficos. Olmesartán medoxomilo. La dosis de Olmesartán medoxomilo de 2,5 mg a 40 mg inhiben los efectos presores de la angiotensina I infusión. La duración del efecto inhibitorio fue relacionada con la dosis, con dosis de Olmesartán medoxomilo > 40 mg administrando > 90% de inhibición a las 24 horas. Las concentraciones plasmáticas de angiotensina I y angiotensina II y la actividad plasmática de la renina (PRA) aumento después de la administración única y repetida de Olmesartán medoxomilo a sujetos sanos y pacientes hipertensos. La administración repetida de hasta 80 mg de Olmesartán medoxomilo tuvo influencia mínima en los niveles de aldosterona y ningún efecto sobre el potasio sérico. Farmacocinética: La farmacocinética del Amlodipino y Olmesartán medoxomilo son equivalentes a la farmacocinética del Amlodipino y Olmesartán medoxomilo cuando es administrado por separado. La biodisponibilidad de ambos componentes es muy por debajo del 100%, pero ninguno de los componentes se ve afectada por los alimentos. La vida media efectiva de Amlodipino (45 ± 11 horas) y Olmesartán (7 ± 1 horas) resultan en un 2 - 3 veces de acumulación para Amlodipino y una acumulación despreciable de Olmesartán con la dosificación de una vez al día. Amlodipino. Tras la administración oral de la dosis terapéuticas de Amlodipino, la absorción produce concentraciones plasmáticas máximas entre 6 y 12 horas. La biodisponibilidad absoluta se estima entre el 64 y el 90%. Olmesartán medoxomilo. Olmesartán medoxomilo es rápida y completamente bioactivación por hidrólisis del éster al Olmesartán durante la absorción en el tracto gastrointestinal. La biodisponibilidad absoluta de Olmesartán medoxomilo es de aproximadamente 26%. Después de la administración oral, se alcanza la concentración plasmática máxima (Cmáx) de Olmesartán después de 1 a 2 horas. Los alimentos no afectan la biodisponibilidad de Olmesartán medoxomilo. Distribución: Amlodipino. Estudios ex vivo han demostrado que aproximadamente el 93% del medicamento circulante se une a las proteínas plasmáticas en pacientes hipertensos. Los niveles plasmáticos del estado de reposo de Amlodipino se alcanzan después de los 7 a 8 días de administración diaria constante. Olmesartán medoxomilo. El volumen de distribución de Olmesartán es aproximadamente 17 L. Olmesartán se fija de manera importante a proteínas plasmáticas (99%) y no penetra a los eritrocitos. La fijación a proteínas es constante a concentraciones plasmáticas de Olmesartán muy por arriba del rango alcanzado con las dosis recomendadas. En ratas, Olmesartán atravesó la barrera hemato-encefálica escasamente, si es que la atraviesa. Olmesartán atravesó la barrera placentaria en ratas y se distribuyó al feto. Olmesartán se distribuyó en la leche materna a niveles bajos en ratas. Metabolismo y excreción: Amlodipino. Amlodipino está ampliamente (aproximadamente 90%) convertidos en metabolitos inactivos a través de metabolismo hepático. La eliminación del plasma es bifásico, con un tiempo de vida media terminal de eliminación cerca de 30 a 50 horas. El diez por ciento del compuesto original y 60% de los metabolitos se excretan en la orina. Olmesartán medoxomilo. Después de la conversión rápida y completa de Olmesartán medoxomilo al Olmesartán durante la absorción, no hay prácticamente ningún metabolismo adicional de Olmesartán. El aclaramiento plasmático total de Olmesartán es de 1,3 L/h, con un aclaramiento renal de 0.6 L/h. Aproximadamente el 35 a 50% de la dosis absorbida se recupera en la orina, mientras que el resto se elimina en las heces a través de la bilis. Olmesartán parece eliminarse de una manera bifásica con un tiempo de vida media de eliminación terminal de aproximadamente 13 horas. Olmesartán muestra una farmacocinética lineal después de dosis orales únicas de hasta 320 mg y dosis múltiples orales de hasta 80 mg. Los niveles en estado de equilibrio de Olmesartán se logran dentro de los 3 a 5 días y no se produce acumulación en plasma con una sola dosis diaria. Geriátrica: Las propiedades farmacocinéticas en las personas de edad son similares a las de los componentes individuales. Amlodipino. Los pacientes de edad avanzada tienen una disminución del aclaramiento de Amlodipino, con el consiguiente aumento del AUC de aproximadamente 40 a 60%, y puede requerirse una dosis inicial más baja. Olmesartán medoxomilo. La farmacocinética de Olmesartán medoxomilo se estudiaron en ancianos (≥ 65 años). En general, las concentraciones plasmáticas máximas de Olmesartán fueron similares en los adultos jóvenes y los ancianos. Se observó acumulación mínima de Olmesartán en ancianos con dosificación repetida; AUCss,t fue 33% mayor en los pacientes de edad avanzada, correspondiente a una reducción aproximada del 30% en CLR. Pacientes pediátricos: Amlodipino. Sesenta y dos pacientes hipertensos de 6 a 17 años de edad recibieron la dosis de Amlodipino entre 1,25 mg y 20 mg. Aclaramiento ajustado por peso y volumen de distribución fueron similares a los valores de los adultos. Olmesartán medoxomilo. La farmacocinética de Olmesartán medoxomilo no ha sido investigado en pacientes < 18 años de edad. Género: Los análisis farmacocinéticos poblacionales indicaron que las pacientes tenían un 15% más pequeñas holguras de Olmesartán que los pacientes masculinos. Sexo no tuvo ningún efecto sobre el aclaramiento de Amlodipino. Olmesartán medoxomilo. Se observaron pequeñas diferencias en la farmacocinética de Olmesartán medoxomilo en las mujeres en comparación con los varones. AUC y Cmax fueron 10% y un 15% mayor en las mujeres que en los hombres. Insuficiencia renal: Amlodipino. La farmacocinética de Amlodipino no se afecta significativamente por una insuficiencia renal. Los pacientes con insuficiencia renal por lo tanto, pueden recibir la dosis inicial habitual. Olmesartán medoxomilo. En pacientes con insuficiencia renal, se elevaron las concentraciones séricas de Olmesartán en comparación con sujetos con función renal normal. Tras la administración repetida, la AUC fue aproximadamente el triple en pacientes con insuficiencia renal grave (aclaramiento de creatinina < 20 ml/min). La farmacocinética de Olmesartán medoxomilo en pacientes sometidos a hemodiálisis no ha sido estudiado. No se recomienda ningún ajuste de la dosis inicial en pacientes con insuficiencia renal moderada o marcada (aclaramiento de creatinina < 40 ml/min). Insuficiencia hepática: Amlodipino. Los pacientes con insuficiencia hepática presentan una disminución del aclaramiento de Amlodipino, con el consiguiente aumento del AUC de aproximadamente 40 a 60%. Olmesartán medoxomilo. Los aumentos en el AUC0-∞ y Cmax se observaron en pacientes con insuficiencia hepática moderada en comparación con los controles de la misma, con un aumento del AUC de aproximadamente 60%. Insuficiencia Cardíaca: Amlodipino. Los pacientes con insuficiencia cardíaca tuvieron una disminución del aclaramiento de Amlodipino, con el consiguiente aumento del AUC de aproximadamente del 40 a 60%. Interacciones medicamentosas: Colesevelam agente secuestrante de los ácidos biliares: La administración concomitante de 40 mg de Olmesartán medoxomilo y 3750 mg de Colesevelam clorhidrato en sujetos sanos produjo una reducción del 28% en la Cmáx y la reducción de 39% en el AUC de Olmesartán. No se observaron efectos menores, el 4% y la reducción de 15% en la Cmáx y el AUC, respectivamente, cuando se administró Olmesartán medoxomilo 4 horas antes de colesevelam clorhidrato.

Toxicología.

Carcinogénesis, Mutagénesis y daño de la fertilidad: Amlodipino. Las ratas y ratones tratados con Amlodipino maleato en la dieta durante un máximo de dos años, a concentraciones calculadas para proporcionar niveles de dosificación diaria de Amlodipino 0,5, 1,25, y 2,5 mg/kg/día no mostraron evidencia de un efecto carcinogénico del medicamento. En el ratón, la dosis más alta era, en mg/m2, similar a la dosis máxima recomendada en humanos (MRHD) de amlodipino 10 mg/día. En la rata, la dosis más alta era, en mg/m2, aproximadamente dos veces y media la MRHD. (Los cálculos basados en un paciente de 60 kg). Los estudios de mutagenicidad realizados con Amlodipino maleato no revelaron efectos relacionados con los medicamentos, ya sea en el nivel del gen o cromosoma. No hubo ningún efecto sobre la fertilidad de ratas tratadas por vía oral con Amlodipino maleato (machos durante 64 días y hembras durante 14 días antes del apareamiento) a dosis de Amlodipino a 10 mg/kg/día (aproximadamente 10 veces la dosis máxima humana recomendada de 10 mg/día en mg/m2. Olmesartán medoxomilo. Olmesartán no fue carcinogénico cuando se administró por vía alimentaria a las ratas durante un máximo de 2 años. La dosis más alta (2000 mg/kg/día) fue, en mg/m2, cerca de 480 veces la dosis máxima recomendada en humanos (MRHD) de 40 mg/día. Dos estudios de carcinogenicidad realizados en ratones, un estudio de alimentación forzada de 6 meses en el ratones p53 knockout y un estudio de administración dietética de 6 meses en ratón transgénico Hras2, a dosis de hasta 1000 mg/kg/día (aproximadamente 120 veces la MRHD), no reveló evidencia de efectos carcinogénico de Olmesartán. Tanto Olmesartán medoxomilo y Olmesartán dieron negativo en el ensayo de transformación in vitro de células de embrión en hámster sirio y no mostraron evidencia de toxicidad genética en la prueba de Ames (mutagenicidad bacteriana). Sin embargo, ambos mostraron producir aberraciones cromosómicas en células cultivadas in vitro (pulmón de hámster Chino) y dio positivo para las mutaciones de timidina quinasa en el ensayo de linfoma de ratón in vitro. Olmesartán medoxomilo resultó negativo in vivo de mutaciones en el MutaMouse intestino y riñón y clastogenicidad en médula ósea de ratón (ensayo de micronúcleos) en dosis orales de hasta 2000 mg/kg (Olmesartán no probado). La fertilidad de ratas no se vio afectada por la administración de Olmesartán a niveles de dosis tan alta como 1000 mg/kg/día (240 veces la MRHD) en un estudio en el que se inició la dosificación a 2 (hembras) o 9 (machos) semanas antes del apareamiento.

Indicaciones.

Cardioplus® AM, está indicado para el tratamiento de la hipertensión, sola o con otros agentes antihipertensivos, y disminución de la presión sanguínea. La disminución de la presión sanguínea reduce el riesgo de los efectos cardiovasculares fatales o no fatales, principalmente en ataques cardíacos o infarto al miocardio. Los beneficios han sido observados en ensayos controlados de medicamentos antihipertensivos de una amplia variedad de clases farmacológicas incluyendo las clases a las cuales pertenece este medicamento principalmente. No hay estudios controlados que demuestren la reducción del riesgo con Olmesartán medoxomilo/Amlodipino. Control de la presión arterial debe ser parte de la gestión integral del riesgo cardiovascular, incluyendo, como el apropiado control lipídico, manejo de diabetes, tratamiento antitrombótico, eliminar el hábito de fumar, ejercicios, e ingesta de sodio limitada. Muchos pacientes pueden requerir más de un medicamento para lograr controlar la presión sanguínea. Numerosos fármacos antihipertensivos, de variedad de clases farmacológicas y con diferentes mecanismos de acción, se han demostrado en ensayos controlados aleatorios para reducir la morbilidad y mortalidad cardiovascular, y se puede concluir que se trata de la reducción de la presión arterial, y no alguna otra propiedad farmacológica de las drogas, es en gran parte responsable de esos beneficios. El mayor y más consistente beneficio pronóstico cardiovascular ha habido una reducción en el riesgo de accidente cerebrovascular, pero la reducción de infarto de miocardio y mortalidad cardiovascular también se ha visto regularmente. Las causas de la elevación de la presión sistólica y diastólica incrementan el riesgo cardiovascular, y el incremento del riesgo absoluto por mmHg es mayor que la presión sanguínea elevada. La reducción de los riesgos relativos de la presión sanguínea es similar en poblaciones cruzadas variando el riesgo absoluto, puesto que los beneficios absolutos son mayores en pacientes quienes tienen un mayor riesgo independiente de su presión (por ejemplo, pacientes con diabetes o hiperlipidemia), y tales pacientes podría esperarse un beneficio de un tratamiento más progresivo o disminución de la presión sanguínea. Algunos medicamentos antihipertensivos tiene pequeños efectos en la presión sanguínea en pacientes de color (como monoterapia), y muchos medicamentos antihipertensivos tienen indicaciones adicionales aprobadas y los efectos (por ejemplo, sobre la angina, falla cardíaca o enfermedad renal diabética. Estas consideraciones pueden guiar la selección de la terapia. Olmesartán medoxomilo/Amlodipino puede ser empleado como tratamiento inicial en pacientes quienes tienen probablemente la necesidad de múltiples agentes antihipertensivos. Los pacientes con hipertensión moderada o severa tienen relativamente un alto riesgo de efectos cardiovasculares (tales como accidentes cerebrovasculares, ataques cardíacos e insuficiencia cardíaca), falla renal y problemas de visión; por consiguiente, un tratamiento rápido es relevante clínicamente. La decisión de utilizar una combinación como terapia inicial debe individualizarse y debe determinarse por consideraciones tales como la presión arterial basal, el objetivo, y un probable incremento de la consecución del objetivo en combinación, comparado con la monoterapia. Los objetivos individuales de la presión arterial pueden variar dependiendo de riesgo del paciente. La información de un ensayo clínico de 8 semanas, controlado con placebo, grupo factorial paralelo, proporciona estimaciones de probabilidad para alcanzar el objetivo de presión arterial con Olmesartán medoxomilo/Amlodipino en comparación con Amlodipino u Olmesartán medoxomilo como monoterapia. Las estimaciones de la probabilidad de alcanzar el objetivo o los objetivos de la presión arterial diastólica ó sistólica con Olmesartán medoxomilo/Amlodipino 10/40 mg en comparación con Amlodipino o Olmesartán medoxomilo como monoterapia, sobre la línea base sistólica o diastólica. La curva de cada grupo de tratamiento se estimó mediante modelos de regresión logística de todos los datos disponibles de ese grupo de tratamiento. La cola de la derecha de cada curva es menos fiable debido al pequeño número de sujetos con presiones arteriales elevadas respecto a la línea base. Las cifras anteriores proporcionan una aproximación de la probabilidad de alcanzar la presión arterial objetivo (por ejemplo, en la Semana 8 SBP < 140 mmHg o < 130 mmHg o DBP < 90 mmHg o < 80 mm Hg) en los grupos de tratamiento con dosis elevadas de los grupos evaluados en el estudio. Olmesartán medoxomilo/Amlodipino 5/20 mg, el grupo tratado con la combinación de dosis más baja, aumenta la probabilidad de alcanzar objetivo de presión arterial en comparación con la dosis más elevadas de monoterapia, 10 mg de Amlodipino y Olmesartán medoxomilo 40 mg. Por ejemplo, un paciente con una presión arterial inicial de 160/100 mm Hg tiene alrededor del 48% de probabilidad de alcanzar el objetivo de < 140 mm Hg (sistólica) y una probabilidad del 51% de probabilidad de alcanzar el objetivo de < 90 mmHg (diastólica) con la monoterapia de 40 mg de Olmesartán medoxomilo, y alrededor de un 46% de probabilidad de alcanzar una meta de < 140 mm Hg (sistólica) y una probabilidad del 60% de alcanzar el objetivo de < 90 mmHg (diastólica) con monoterapia de 10 mg de Amlodipino. La probabilidad de lograr estos mismos objetivos aumenta en un 63% (sistólica) y 71% (diastólica) en Olmesartán medoxomilo/Amlodipino 5/20 mg, y 68% (sistólica) y 85% (diastólica) en Olmesartán medoxomilo/Amlodipino 10/40 mg.

Dosificación.

Vía oral. Consideraciones generales: Los efectos adversos de Olmesartán medoxomilo generalmente son raros y aparentemente independiente de la dosis. Aquellos del Amlodipino son generalmente dosis dependiente (frecuentemente edema). Los efectos antihipertensivos máximos se alcanzan hasta la segunda semana después del cambio de la dosis. Cardioplus® AM puede tomarse con o sin los alimentos. Cardioplus® AM puede administrarse con otros agentes antihipertensivos. La dosis puede incrementarse después de 2 semanas. La dosis máxima recomendada de Olmesartán medoxomilo/Amlodipino es de 10/40 mg. Terapia de reemplazo: Cardioplus® AM puede sustituirse por sus componentes y ajustarse individualmente. Cuando se sustituyen por sus componentes individuales, la dosis de uno o ambos componentes puede incrementarse si el control de la presión sanguínea no ha sido satisfactoria. Tratamiento adicional: Cardioplus® AM puede utilizarse para proporcionar una disminución adicional de la presión arterial en pacientes no controlados adecuadamente con amlodipino (u otro bloqueador de canal de calcio de dihidropiridina) solo o con Olmesartán medoxomilo (u otro bloqueador del receptor de angiotensina) solo. Terapia inicial: La dosis inicial de empleo de Cardioplus® AM es 5/20 mg una vez al día. La dosis puede incrementarse después de 1 a 2 semanas de la dosis de terapia máxima con un comprimido de 10/40 mg una vez al día según sea necesario para el control de la presión sanguínea. La terapia inicial con Cardioplus® AM no se recomienda en pacientes ≥ 75 años de edad con insuficiencia hepática y el empleo en poblaciones específicas. Formas de dosis y concentraciones: Presenta las siguientes combinaciones:

Contraindicaciones.

No coadministrar Aliskireno con Cardioplus® AM en pacientes con diabetes.

Reacciones adversas.

Experiencia de ensayos clínicos: Puesto que los ensayos clínicos son conducidos en condiciones completamente diferentes, la tasa de reacciones adversas observadas en los ensayos clínicos de un medicamento no puede compararse directamente con las tasas de los estudios clínicos de otros medicamentos y pueden no reflejar las tasas reflejadas en la práctica. Olmesartán medoxomilo/Amlodipino: La información descrita a continuación refleja la exposición de Olmesartán medoxomilo/Amlodipino en más de 1600 pacientes incluyendo más de 1000 exposiciones durante al menos 6 meses y más de 700 exposiciones durante 1 año. Olmesartán medoxomilo/Amlodipino fue estudiado en un ensayo factorial controlado con placebo. La población tuvo una edad promedio de 54 años e incluye aproximadamente 55% de los varones. El 61% fueron caucásicos y el 25% fueron de color. Los pacientes recibieron dosis administradas oralmente que van de 5/20 mg a 10/40 mg por día. La incidencia total de reacciones adversas sobre la terapia con Olmesartán medoxomilo/Amlodipino fue similar a las vistas con las dosis correspondientes a los componentes de manera individual y para el placebo. Las reacciones adversas reportadas fueron generalmente suaves y rara vez llevaron a la discontinuación del tratamiento (2.6% para Olmesartán medoxomilo/Amlodipino y 6.8% para el placebo). Edema: Se conoce el efecto adverso dosis-dependiente de Amlodipino pero no del Olmesartán medoxomilo. La incidencia del placebo-subtrato del edema durante las 8 semanas, en un estudio aleatorizado, doble ciego en el período de tratamiento fue mayor con la monoterapia de Amlodipino 10 mg. La incidencia tuvo una reducción significativa cuando se agregó 20 mg ó 40 mg de Olmesartán medoxomilo a una dosis de 10 mg de Amlodipino.



En todos los grupos de tratamiento, la frecuencia de edema fue en general mayor en las mujeres que en los hombres, como se ha observado en los estudios anteriores de Amlodipino. Las reacciones adversas observadas a tasas más bajas durante el período de doble ciego también ocurrieron en los pacientes tratados con Olmesartán medoxomilo/Amlodipino aproximadamente a la misma o una mayor incidencia que en los pacientes que recibieron placebo. Estos incluyeron hipotensión, hipotensión ortostática, rash, prurito, palpitaciones, frecuencia urinaria y nocturia. El perfil de acontecimientos adversos obtenidos a partir de 44 semanas de terapia combinada de etiqueta abierta con Amlodipino más Olmesartán medoxomilo fue similar a la observada durante el período de 8 semanas, doble ciego, controlado con placebo. Terapia inicial: El análisis de los datos anteriormente descritos específicamente para la terapia inicial, se observó que dosis más altas de Amlodipino más Olmesartán medoxomilo causó ligeramente más síntomas de hipotensión y síntomas ortostáticos, pero no a la dosis inicial recomendada de Amlodipino más Olmesartán medoxomilo de 5/20 mg. No se observó aumento en la incidencia de síncope o casí síncope. La incidencia de la interrupción debido a los eventos adversos emergentes del tratamiento en la fase de doble ciego se resume en la siguiente tabla.



Amlodipino: Se ha evaluado la seguridad del Amlodipino en más de 11.000 pacientes en los ensayos clínicos de EE. UU. y ensayos clínicos extranjeros. La mayoría de las reacciones adversas notificadas durante el tratamiento con Amlodipino fueron de intensidad leve o moderada. En los ensayos clínicos controlados que comparan directamente Amlodipino (N=1.730) en la dosis de hasta 10 mg con placebo (N=1.250), la interrupción de Amlodipino debido a reacciones adversas fue requerido sólo en alrededor de 1,5% de los pacientes Amlodipino y el 1% de placebo de los pacientes tratados. Los efectos secundarios más comunes fueron dolor de cabeza y edema. La incidencia (%) de los efectos secundarios relacionados con la dosis fue la siguiente:



Para las diversas experiencias adversas que parecieron estar relacionadas con medicamento-dosis, tuvieron una mayor incidencia en las mujeres que en los varones asociados con el tratamiento de Amlodipino como se muestra a continuación en la siguiente tabla:



Olmesartán medoxomilo: Se ha evaluado la seguridad del Olmesartán medoxomilo en más de 3825 pacientes, incluyendo más de 3275 pacientes tratados para hipertensión en un estudio controlado. La experiencia incluye cerca de 900 pacientes tratados al menos durante 6 meses y más de 525 tratados al menos 1 año. El tratamiento con Olmesartán medoxomilo fue bien tolerado, con una incidencia de efectos adversos similares a los observados con el placebo. Los efectos adversos fueron generalmente leves, transitorios, y sin relación con la dosis de Olmesartán medoxomilo. La frecuencia global de efectos adversos no fue relacionada con la dosis. El análisis de género, edad y grupos de raza no mostró diferencias entre Olmesartán medoxomilo y placebo en los pacientes. La tasa de retiros debido a eventos adversos en los ensayos con pacientes hipertensos fue del 2,4% (es decir, 79/3278) de los pacientes tratados con Olmesartán medoxomilo y del 2,7% (es decir, 32/1179) de los pacientes del grupo control. En ensayos controlados con placebo, el único evento adverso que ocurrió en más de 1% de los pacientes tratados con Olmesartán medoxomilo y con una mayor incidencia en pacientes tratados con Olmesartán medoxomilo frente a placebo fue de mareos (3% vs 1%). Experiencia postcomercialización: Los siguientes reacciones adversas han sido identificadas durante el empleo postaprobación para los componentes individuales Amlodipino más Olmesartán medoxomilo. Debido a que estas reacciones son reportadas voluntariamente para un tamaño de población incierta, esto no siempre es posible estimar con seguridad su frecuencia o establecer la relación causal para la exposición al medicamento. Amlodipino. Los siguientes efectos postcomercialización han sido observados no frecuentemente cuando la relación causal es incierta: ginecomastia. En la experiencia postcomercialización, la ictericia y elevación de las enzimas hepáticas (en su mayoría consistentes con colestásis o hepatitis), en algunos casos lo suficientemente graves como para requerir hospitalización, se han reportado en asociación con el uso de Amlodipino. Olmesartán medoxomilo: Las siguientes reacciones adversas han sido reportadas en la experiencia postcomercialización: Cuerpo en general: astenia, angioedema, reacción anafiláctica, edema periférico. Gastrointestinales: Vómitos, diarrea. Músculo-esqueléticos: Rabdomiólisis. Sistema urogenital: insuficiencia renal aguda. Piel y anexos: alopecia, prurito, urticaria. Uso en poblaciones específicas: Embarazo: En el embarazo: Categoría D. El empleo de medicamentos que actúan sobre el sistema renina-angiotensina durante el segundo o tercer trimestre del embarazo reduce la función renal fetal e incrementa la morbilidad y mortalidad fetal y neonatal. Resultando oligohidramnios pueden asociarse con hipoplasia pulmonar fetal y deformaciones esqueléticas. Los potenciales efectos adversos neonatales incluyen hipoplasia craneal, anuria, hipotensión, insuficiencia renal y muerte. Cuando se detecta el embarazo, discontinué Cardioplus® AM tan pronto como sea posible. En el caso inusual de que no existe una alternativa adecuada a la terapia con medicamentos que afectan al sistema renina-angiotensina para un paciente en particular, informar a la madre del riesgo potencial para el feto. Realizar exámenes de ultrasonido de serie para evaluar el entorno intraamniótica. Si se observa oligohidramnios, deje Amlodipino más Olmesartán medoxomilo, salvo que se considere salvar la vida de la madre. Los exámenes del feto pueden ser apropiados, sobre la base de la semana de embarazo. Los pacientes y los médicos deben ser conscientes, sin embargo, puesto que los oligohidramnios puede no aparecer hasta después de que el feto haya sufrido daños irreversibles. Observar de cerca de los bebés con antecedentes de exposición en el útero a Amlodipino más Olmesartan medoxomilo para la hipotensión, la oliguria e hiperpotasemia. Olmesartán: No se observaron efectos teratogénicos cuando Olmesartán medoxomilo fue administrado a ratas preñadas a dosis orales de hasta 1.000 mg/kg/día (240 veces la dosis máxima recomendada en humanos (MRHD) en base a mg/m2) o en conejas preñadas a dosis orales de hasta a 1 mg/kg/día (la mitad de la dosis máxima humana recomendada basado en mg/m2; no se pudo evaluar dosis más altas para los efectos sobre el desarrollo fetal, ya que eran letales). En ratas, una disminución significativa en el peso de las crías y la ganancia de peso se observaron a dosis ≥ 1,6 mg/kg/día, y los retrasos en los hitos del desarrollo (separación retardada del auricular del oído, erupción de los incisivos inferiores, aparición de pelo abdominal, descenso de los testículos, y separación de los párpados) y la incidencia de la dilatación de la pelvis renal por los aumentos dependientes de la dosis fueron observados a dosis ≥ 8 mg/kg/día. La dosis sin efecto observado para la toxicidad del desarrollo en ratas es de 0,3 mg/kg/día, aproximadamente una décima parte de la dosis máxima humana recomendada de 40 mg/día. Amlodipino. No se encontró evidencia de teratogenicidad u otra toxicidad embrio/fetal cuando las ratas y conejas preñadas fueron tratadas por vía oral con amlodipino maleato en dosis de hasta 10 mg de amlodipino/kg/día (respectivamente cerca de 10 y 20 veces la dosis máxima recomendada en humanos de Amlodipino de 10 mg sobre mg/m2) durante sus respectivos períodos de mayor organogénesis (los cálculos basados en un peso del paciente de 60 kg). Sin embargo, el tamaño de camada se redujo significativamente (aproximadamente en un 50%) y el número de muertes intrauterinas se incrementó significativamente (aproximadamente 5 veces) en las ratas que recibieron Amlodipino maleato en una dosis equivalente a 10 mg de Amlodipino/kg/día durante 14 días antes del apareamiento y durante el apareamiento y la gestación. Amlodipino Maleato se ha demostrado que tanto prolongar el período de gestación y la duración del trabajo de parto en las ratas a esta dosis. No existen estudios adecuados y bien controlados en mujeres embarazadas. Amlodipino debe utilizarse durante el embarazo sólo si el beneficio potencial justifica el riesgo potencial para el feto. Madres lactantes: No se sabe si Amlodipino u Olmesartán medoxomilo se excretan en la leche humana, pero Olmesartán se excreta en bajas concentraciones en la leche de ratas que dan de lactar. Debido al potencial de efectos adversos en el lactante, se debe decidir si se suspende la lactancia o el medicamento, teniendo en cuenta la importancia del medicamento para la madre. Uso en Pediatría: Recién nacidos con antecedentes de exposición en el útero a Amlodipino más Olmesartán medoxomilo. Si oliguria o hipotensión ocurre, dirigir la atención hacia el soporte de la presión arterial y la perfusión renal. Tipo de transfusiones o diálisis pueden ser necesarios como un medio de revertir la hipotensión y/o la sustitución de la función renal desordenada. No se ha establecido la seguridad y eficacia en pacientes pediátricos. Amlodipino. No se conoce el efecto de Amlodipino sobre la presión arterial en pacientes de menos de 6 años de edad. Olmesartán medoxomilo. No se ha establecido la seguridad y eficacia de Olmesartán medoxomilo en pacientes pediátricos. Uso geriátrico: Del número total de sujetos en el estudio clínico doble ciego de Amlodipino más Olmesartán medoxomilo, el 20% (384/1940) tenía 65 años de edad o más y el 3% (62/1940) tenían 75 años o más. No se observaron diferencias generales en la seguridad o eficacia entre los sujetos de 65 años de edad o más y sujetos más jóvenes. Los pacientes de edad avanzada tuvieron una disminución del aclaramiento de Amlodipino. Se recomienda iniciar partir con Amlodipino o adicionar Amlodipino 2,5 mg en pacientes ≥ 75 años de edad. La dosis más baja de Cardioplus® AM es de 5/20 mg, por lo tanto, no se recomienda la terapia inicial con Cardioplus® AM en pacientes ≥ 75 años de edad. Amlodipino. La experiencia clínica reportada no ha identificado diferencias en las respuestas entre ancianos y pacientes más jóvenes. En general, la dosis para un paciente anciano debe ser cautelosa, que suele comenzar en el extremo inferior del rango de dosificación, reflejando la mayor frecuencia de disminución hepática, renal o cardíaca y de enfermedades concomitantes u otra terapia con fármacos. Los pacientes de edad avanzada tuvieron una disminución del aclaramiento de Amlodipino, con el consiguiente aumento de AUC de aproximadamente de 40 a 60%, y puede requerirse una dosis inicial más baja. Olmesartán medoxomilo. Del total de pacientes hipertensos que recibieron Olmesartán medoxomilo en los estudios clínicos, más del 20% tenían 65 años de edad o más, mientras que más del 5% eran de 75 años de edad y mayores. No se observaron diferencias generales en la eficacia o seguridad entre los pacientes ancianos y pacientes más jóvenes. Otra experiencia clínica informada no identificó diferencias en las respuestas entre los ancianos y los pacientes más jóvenes, pero una mayor sensibilidad en algunos individuos mayores no puede ser descartada. Insuficiencia Hepática: No hay estudios en pacientes con insuficiencia hepática, pero ambos Amlodipino y Olmesartán medoxomilo muestran aumentos moderados de exposición en pacientes con insuficiencia hepática. Tenga precaución al administrarse a pacientes con insuficiencia hepática grave. Los pacientes con insuficiencia hepática presentan una disminución del aclaramiento de Amlodipino. Se recomienda iniciar con Amlodipino o adición de Amlodipino a 2,5 mg en pacientes con insuficiencia hepática. La dosis más baja de Azor es de 5/20 mg, por lo tanto, no se recomienda la terapia inicial en pacientes con insuficiencia hepática. Insuficiencia renal: No hay estudios en pacientes con insuficiencia renal. Amlodipino. La farmacocinética de Amlodipino no se afecta significativamente por una insuficiencia renal. Los pacientes con insuficiencia renal pueden por lo tanto, recibir la dosis inicial habitual. Olmesartán medoxomilo. Los pacientes con insuficiencia renal han elevado las concentraciones séricas de Olmesartán en comparación con los pacientes con función renal normal. Tras la administración repetida, el AUC fue aproximadamente el triple en pacientes con insuficiencia renal grave (aclaramiento de creatinina < 20 ml/min). No se recomienda ningún ajuste de la dosis inicial en pacientes con insuficiencia renal moderada o marcada (aclaramiento de creatinina < 40 ml/min). Pacientes de color. Del número total de sujetos en el estudio clínico doble ciego, el 25% (481/1940) eran pacientes de raza negra. Fue eficaz en el tratamiento de pacientes de raza negra (por lo general una población con renina baja), y la magnitud de la reducción de la presión arterial en pacientes de raza negra se acercó a la observada en pacientes no negros.

Advertencias.

Cuando se detecta el embarazo, discontinuar el producto tan pronto como sea posible. Los medicamentos que actúan directamente sobre el sistema renina-angiotensina pueden causar daño y muerte en el desarrollo del feto. Toxicidad Fetal: En el embarazo: Categoría D. El empleo de medicamentos que actúan sobre el sistema renina-angiotensina durante el segundo o tercer trimestre del embarazo reduce la función renal fetal e incrementa la morbilidad y mortalidad fetal y neonatal. Resultando oligohidramnios pueden asociarse con hipoplasia pulmonar fetal y deformaciones esqueléticas. Los potenciales efectos adversos neonatales incluyen hipoplasia craneal, anuria, hipotensión, insuficiencia renal y muerte. Cuando se detecta el embarazo, discontinué Cardioplus® AM tan pronto como sea posible. Hipertensión en pacientes o depleción en volumen o sales: Olmesartán medoxomilo. La hipotensión sintomática puede anticiparse después del inicio del tratamiento con Olmesartán medoxomilo. Los pacientes con un sistema renina-angiotensina activado, en tales pacientes con la depleción del volumen y/o depleción de sales (por ejemplo aquellos tratados con altas dosis de diuréticos pueden ser particularmente vulnerables. El tratamiento inicial con Cardioplus® AM es bajo supervisión médica cercana. Si la hipotensión ocurre, dejar al paciente en posición supina y si es necesario, administrar por infusión intravenosa solución salina. Una respuesta transitoria a la hipotensión no es una contraindicación para un tratamiento complementario, el cual usualmente puede continuarse sin dificultad una vez que la presión sanguínea se haya estabilizado. Vasodilatación: Amlodipino. Puesto que la vasodilatación se atribuye al Amlodipino en Cardioplus® AM es gradual al inicio, la hipotensión aguda ha sido reportada raramente después de la administración oral. No obstante, administrar con precaución, como con cualquier otro vasodilatador periférico, cuando se administra Cardioplus® AM, principalmente en pacientes con estenosis aortica severa. Pacientes con enfermedad arterial coronaria obstructiva severa: Los pacientes, principalmente aquellos con enfermedad arterial coronaria obstructiva severa, pueden desarrollar un incremento de la frecuencia, duración, o severidad de angina, infarto agudo del miocardio con terapia de inicio con bloqueadores de canales de calcio o un aumento de la dosis. El mecanismo de este efecto no está bien elucidado. Pacientes con falla cardíaca congestiva: Amlodipino. 5-10 mg/día de Amlodipino ha sido estudiado en un ensayo controlado con placebo en 1153 pacientes con clasificación NYHA, falla cardiaca clase III ó IV sobre una dosis estable de inhibidores de la ECA, digoxina y diuréticos. El seguimiento fue al menos de 6 meses, con un promedio de cerca de 14 meses. No hubo ningún efecto adverso sobre la supervivencia o morbilidad cardíaca (como se define por arritmias ventriculares que atentan contra la vida, infarto agudo del miocardio, hospitalización por empeoramiento de la falla cardíaca). Amlodipino ha sido comparado con un placebo en estudio de 8 a 12 semanas en pacientes con clasificación NYHA, falla cardíaca clase II o III, involucrando a un total de 697 de pacientes. En estos estudios, no evidencian el empeoramiento de la falla cardiaca basada sobre la medida de la tolerancia del ejercicio, clasificación NYHA, síntomas o LVEF. Pacientes con insuficiencia de la función renal: Cardioplus® AM: No hay estudios en pacientes con daño renal. Olmesartán medoxomilo. Los cambios en la función renal pueden anticiparse en individuos susceptibles tratados con Olmesartán Medoxomilo como consecuencia de los inhibidores del sistema renina-angiotensina-aldosterona. Pacientes en quienes la función renal puede depender sobre la actividad del sistema renina-angiotensina-aldosterona (por ejemplo los pacientes con falla cardíaca congestiva severa), el tratamiento con inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina y los receptores antagonistas de angiotensina ha sido asociado con oliguria o azotemia progresiva y (raramente) con falla cardíaca aguda y/o muerte. Los efectos similares pueden ocurrir en pacientes tratados con Cardioplus® AM debido al Olmesartán medoxomilo como componente. En estudios de inhibidores de la ECA, en pacientes con estenosis arterial renal unilateral o bilateral, se ha reportado un incremento de creatinina sérica o nitrógeno ureico en la sangre (BUN). Existen estudios a largo plazo sobre el uso de Olmesartán medoxomilo en pacientes con estenosis arterial renal unilateral o bilateral, pero los efectos similares podrían esperarse con Olmesartán medoxomilo y Cardioplus® AM. Pacientes con Insuficiencia Hepática: Amlodipino. Puesto que Amlodipino es metabolizado extensivamente por el hígado y el tiempo de vida media de eliminación (t½) es de 56 horas en pacientes con daño de la función hepática severa, administrarse con precaución cuando administran Cardioplus® AM a pacientes con daño hepático severo. Los pacientes con daño hepático tienen una disminución de la depuración de Amlodipino. Se recomienda iniciar o adicionar 2.5 mg de Amlodipino en pacientes hepáticamente dañados. La dosis más baja de Cardioplus® AM es 5/20mg; por lo tanto iniciar el tratamiento con Cardioplus® AM no se recomienda en pacientes hepáticamente dañados. Prueba de laboratorio: Cardioplus® AM. Existió una mayor disminución de la hemoglobina y hematocrito en la combinación del producto comparado con cada componente. Otros cambios de laboratorio pueden atribuirse usualmente como componente de monoterapia. Amlodipino. En la experiencia postcomercialización, han sido reportadas una elevación de las enzimas hepáticas. Olmesartán medoxomilo. En la experiencia postcomercialización, han sido reportadas un incremento de los niveles de creatinina en sangre e hiperpotasemia.

Interacciones.

Interacciones con Amlodipino más Olmesartán medoxomilo: La farmacocinética de Amlodipino y Olmesartán medoxomilo no está alterada cuando los medicamentos son coadministrados. Estudios de interacción medicamentosa no se han conducido con Amlodipino más Olmesartán medoxomilo y otros medicamentos, aunque los estudios han sido conducidos con los componentes individuales Amlodipino y Olmesartán medoxomilo, como se describen a continuación, y no se han observado interacciones medicamentosas significativas. Interacciones medicamentosas con Amlodipino: La información in vitro indica que el Amlodipino no tiene en los humanos sobre efecto de la unión a las proteínas plasmáticas de digoxina, fenitoína, warfarina e indometacina. Efectos de otros agentes sobre Amlodipino: Cimetidina: La coadministración de Amlodipino con cimetidina no alteró la farmacocinética del Amlodipino. Jugo de toronja: La coadministración de 240 ml de jugo de toronja con una dosis única de Amlodipino de 10 mg en 20 voluntarios sanos no tuvo efecto significativo sobre la farmacocinética del Amlodipino. Antiácidos: La coadministración de antiácidos con una dosis única de Amlodipino no tuvo efecto significativo sobre la farmacocinética del Amlodipino. Sildenafilo: Una dosis de 100 mg de Sildenafilo en sujetos con hipertensión inicial no tuvo efecto significativo sobre la farmacocinética del Amlodipino. Cuando el Amlodipino y Sildenafilo fueron usados en combinación, cada agente ejerció independientemente su propio efecto sobre la disminución de la presión sanguínea. Efectos del Amlodipino sobre otros agentes: Atorvastatina: La coadministración de una múltiple dosis de 10 mg de Amlodipino con 80 mg de atorvastatina resulto en un cambio no significativo en el estado inicial de los parámetros farmacocinéticos de atorvastatina. Digoxina: La coadministración de Amlodipino con Digoxina no cambió los niveles séricos o la depuración renal de Digoxina en los voluntarios sanos. Etanol (Alcohol): Una dosis única o múltiple de 10 mg de Amlodipino no tuvo efecto significativo sobre la farmacocinética de etanol. Warfarina: La coadministración de Amlodipino con warfarina no presentó cambios en el tiempo de respuesta de la protrombina a la warfarina. Simvastatina: La coadministración de múltiples dosis de Amlodipino de 10 mg con Simvastatina 80 mg resultó en un incremento del 77% en la exposición de Simvastatina comparada con la Simvastatina sola. La dosis límite de Simvastatina en pacientes que toman Amlodipino es de 20 mg diarios. En los ensayos clínicos, Amlodipino se ha administrado de forma segura con diuréticos tiazídicos, betabloqueantes, inhibidores de la enzima convertidora de la angiotensina, nitratos de larga duración, nitroglicerina sublingual, Digoxina, warfarina, fármacos anti-inflamatorios no esteroides, antibióticos, y medicamentos hipoglicemiantes orales. Interacciones medicamentosas con Olmesartán medoxomilo: Agentes Antiinflamatorios No esteroideos incluyendo los inhibidores selectivos de la Ciclooxigenasa-2 (Inhibidores COX-2): En pacientes de edad avanzada, volumen de depleción (incluidos sobre la terapia de diuréticos), o con la función renal comprometida, la administración conjunta de AINE, incluyendo inhibidores selectivos de la COX-2, con los antagonistas de los receptores de la angiotensina II, incluyendo Olmesartán medoxomilo, puede dar lugar a un deterioro de la función renal, incluyendo una posible insuficiencia renal aguda. Estos efectos son generalmente reversibles. Controlar la función renal periódicamente en los pacientes que recibieron Olmesartán medoxomilo y la terapia con AINE. El efecto antihipertensivo de los antagonistas del receptor de la angiotensina II, incluyendo Olmesartán medoxomilo puede atenuarse por los AINEs, incluidos los inhibidores selectivos de la COX-2. No se informó de interacciones medicamentosas significativas en los estudios en los que Olmesartán medoxomilo se administra conjuntamente con digoxina o warfarina en voluntarios sanos. La biodisponibilidad de Olmesartán medoxomilo no se alteró significativamente por la coadministración de antiácidos [Al (OH)3/Mg(OH)2]. Olmesartán medoxomilo no se metaboliza por el sistema del citocromo P450 y no tiene efectos sobre las enzimas del citocromo P450, por lo que, las interacciones con medicamentos que inhiben, inducen, o son metabolizados por las enzimas no es esperado. Bloqueo dual del sistema renina-angiotensina (SRA): Doble bloqueo del SRA con bloqueadores de los receptores de angiotensina, los inhibidores de la ECA o aliskireno se asocia con un mayor riesgo de hipotensión, hiperpotasemia, y cambios en la función renal (incluyendo fallo renal agudo) en comparación con la monoterapia. Monitorear cercanamente la presión arterial, la función renal y los electrolitos en los pacientes con Amlodipino más Olmesartán medoxomilo y otros agentes que afectan a la SRA. No administrar conjuntamente Amlodipino más Olmesartán medoxomilo con aliskireno en pacientes con diabetes. Evite el uso de aliskiren con Amlodipino más Olmesartán medoxomilo en pacientes con insuficiencia renal (TFG < 60 ml/min). Uso con Colesevelam Clorhidrato: La administración concomitante de ácido biliar con un agente secuestrante como Colesevelam clorhidrato reduce la exposición sistémica y la concentración plasmática máxima de Olmesartán. La administración de Olmesartán por lo menos 4 horas antes de Colesevelam Clorhidrato disminuyó el efecto de la interacción medicamentosa. Considere la administración de Olmesartán por lo menos 4 horas antes de la dosis de Colesevelam Clorhidrato.

Incompatibilidades.

No han sido descritas.

Conservación.

Almacénese a una temperatura no mayor a 30°C. Período de validez: 2 Años. Instrucciones de uso/manipulación: Ninguna especial.

Sobredosificación.

No hay información acerca de la sobredosificación con Amlodipino más Olmesartán medoxomilo en humanos. Amlodipino. La dosis oral única de Amlodipino maleato equivalente a 40 mg de Amlodipino/kg y 100 mg de Amlodipino/kg en ratones y ratas, respectivamente, causó muertes. La dosis de Amlodipino maleato orales individuales equivalentes a 4 o más mg de Amlodipino/kg o más en perros (11 o más veces la dosis máxima recomendada en humanos en mg/m2) causó una vasodilatación periférica e hipotensión marcada. La sobredosis puede esperarse que cause una vasodilatación periférica excesiva con hipotensión marcada y posiblemente una taquicardia refleja. En los seres humanos, la experiencia con la sobredosis intencional de Amlodipino es limitada. Si se produce una sobredosis masiva, monitoreo cardíaco y respiratorio activo se realiza. Mediciones de presión arterial frecuentes son esenciales. Si se produce hipotensión, se debe iniciar el apoyo cardiovascular incluyendo elevación de las extremidades y administración prudente de los fluidos. Si la hipotensión sigue sin responder a estas medidas conservadoras, la administración de vasopresores (como fenilefrina) debe considerarse con atención al volumen y salida de orina circulante. Gluconato de calcio por vía intravenosa puede ayudar a revertir los efectos del bloqueo de la entrada de calcio. Como Amlodipino está altamente unido a las proteínas plasmáticas, la hemodiálisis no es probable que sea de beneficio. Olmesartán medoxomilo: Hay datos limitados en relación con la sobredosis en humanos. Los signos más probables de sobredosis que podrían encontrarse sería hipotensión y taquicardia, bradicardia si se produce la estimulación parasimpática (vagal). Si se produce hipotensión sintomática, se debe iniciar un tratamiento de soporte. Se desconoce si Olmesartán es dializable.

Información al paciente.

Embarazo: Las pacientes en edad fértil deben ser informadas sobre las consecuencias de la exposición del producto durante el embarazo. Discutir las opciones de tratamiento con las mujeres que planean embarazarse. Los pacientes deben ser invitados a informar a sus médicos embarazos tan pronto como sea posible.

Presentación.

Estuche de cartulina con portablister de cartulina x 30 Comprimidos Recubiertos en blíster de Aluminio/Cloruro de polivinilo-Policlorotrifluoroetileno (PVC/PCTFE) incoloro.

¿Qué es P.R.Vademécum?